La Fundación Sustrai Erakuntza ante la presentación de los supuestos beneficios del TAV en Navarra

Ante la presentación realizada por el Gobierno de Navarra el pasado viernes 19 de noviembre de 2010, de una serie de datos sobre los supuestos beneficios de la implantación del Tren de Alta Velocidad en Navarra, la Fundación Sustrai Erakuntza [1] quiere realizar las siguientes declaraciones:

1. En esta presentación se dan a conocer datos sobre unos supuestos beneficios que traería en el futuro la implantación de una línea de alta velocidad ferroviaria en Navarra. En todos los casos se nos informa de importantes cifras de uso del TAV (aumento del número de viajes de un 73%), creación de empleo (una media de 1.370 empleos anuales), o la reducción de las emisiones de gases que favorecen el calentamiento global del planeta, entre otros.

Sin embargo, en ningún momento se dice cómo se han llegado a estas conclusiones; apenas conocemos qué criterios, supuestos o especulaciones han conducido a tan importantes cifras. Al parecer, en función de los escasos datos con que cuenta la Fundación Sustrai Erakuntza, y alguna referencia en la prensa escrita, el origen de toda esta información estaría en el informe "Análisis del impacto de la implantación de la Red de Alta Velocidad en Navarra", realizado por la empresa MECSA por encargo del Gobierno de Navarra en el año 2008.

En todo caso, consideramos que un estudio de este tipo debió haberse encargado y realizado con anterioridad a todos los Estudios Informativos, Estudios de Impacto Ambiental y Proyectos Constructivos del Corredor Navarro de Alta Velocidad elaborados hasta la fecha desde por lo menos hace diez años.

No nos vamos a detener en comentar los datos presentados en dicho informe y en la presentación realizada. Creemos que su validez para sustentar la construcción de esta infraestructura es escasa y dudosa, dado que están dirigidos exclusivamente a servir como argumento de apoyo para una obra cuya construcción se encuentra decidida de antemano. La intención de este comunicado es informar sobre los avatares que ha sufrido la oposición al TAV para conocer este informe, y el constante incumplimiento del Gobierno de Navarra del derecho de acceso a la información medioambiental [2].

2. El 16 de septiembre de 2008, y con un coste de casi 152.000 euros (más de 25 millones de pesetas), la empresa MECSA resultaba adjudicataria para la realización de un informe de los impactos económicos, sociales y medioambientales del TAV en Navarra. En ese momento, la oposición al TAV creyó oportuno aportar la información de que disponían y los análisis que habían efectuado, y envió a MECSA razonamientos argumentados de los impactos que esta infraestructura tendría sobre nuestro territorio. Sin embargo, dicho ofrecimiento fue declinado por la empresa, debido a que el Gobierno Foral había impuesto la condición de que la única información que se debía utilizar para su realización fuera la que el propio Gobierno de Navarra decidiera, sin dejar ningún cauce a la participación pública.

Según la licitación del proyecto, este estudio debía entregarse en tres meses, antes del 31 de diciembre de 2008 (aunque posteriormente el Departamento de Obras Públicas reconocería que no estaría finalizado antes del 31 de diciembre de 2009).

Ante aquella negativa, y tras la reiterada oposición de la Administración para ofrecer a la ciudadanía la información contenida en dicho informe tras su finalización, en diciembre del 2008 un grupo de ciudadanos presentó un escrito de queja y petición de amparo ante el Defensor del Pueblo de Navarra/Ararteko, argumentando que la objetividad del informe no estaba de ningún modo garantizada [3].

3. Con fecha 5 de febrero de 2009, el Defensor del Pueblo de Navarra/Ararteko [4] resolvió recomendar al Departamento de Obras Públicas, Transportes y Comunicaciones del Gobierno de Navarra, que facilitara el citado estudio una vez terminado, así como toda la información medioambiental de que dispusiera sobre la implantación del TAV en Navarra. Así mismo, el Defensor del Pueblo estimaba que el informe tenía por objeto analizar tan solo los posibles beneficios derivados de la implantación del TAV, por lo que no había lugar a presentar informes que hablaran de sus impactos negativos, como los reportados por la oposición al TAV. Es decir, el Gobierno no se planteaba analizar los impactos medioambientales (buenos y malos), sino que solamente se planteaba incluir los hipotéticos beneficios (nunca perjuicios) económicos, sociales y medioambientales del TAV.

Ante esta respuesta, en abril de 2009 la oposición al TAV volvió a solicitar al Gobierno de Navarra toda la información sobre la implantación del TAV en Navarra, incluido el informe de MECSA y publicó un comunicado en el que informaba del sin-sentido de realizar un estudio a cargo del erario público para solamente glosar las bondades de esta criticada infraestructura [5].

4. La respuesta del Gobierno llegó cinco meses más tarde, denegando el acceso a la información en general, y únicamente permitir el posible acceso futuro al informe de MECSA, cuando hubieran terminado de “elaborar” los datos del informe. Transcurrido un periodo de tiempo suficientemente dilatado para que el Gobierno procesara los datos, el 5 de febrero de 2010 la Fundación Sustrai Erakuntza realizó un requerimiento a la Administración, a fin de que pusiera a disposición de toda la ciudadanía la información de contenido medioambiental que dispusiera sobre la implantación del TAV en Navarra.

Finalmente, y visto que este último requerimiento tampoco había dado sus frutos, en mayo de 2010 Sustrai Erakuntza interpuso en la Sala del Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Navarra, un recurso frente al Departamento de Obras Públicas, Transportes y Comunicaciones del Gobierno de Navarra, para que aportara toda la información de que dispusiera el Gobierno sobre el Corredor Navarro de Alta Velocidad [6]. La vista oral de esta demanda se inició en julio de 2010 y fue suspendida por la necesidad de aclarar ciertos aspectos, quedando pendiente la culminación del mismo.

Sin embargo, días antes de la celebración de la primera sesión del juicio por dicho recurso, en respuesta a nuestra demanda de toda la información medioambiental del TAV que dispusiera el Gobierno de Navarra, éste nos enviaba un total de 33 páginas fotocopiadas y sin firma, de lo que afirman que es "la parte medioambiental, relativa tanto al transporte de mercancías como al de viajeros", contenido en el informe de MECSA, 18 meses más tarde de cuando debieran haberlo hecho.

Analizada la parte del informe recibida, nos encontramos ante la imposibilidad de poder contrastar los datos que en él se ofrecen, dado que se desconocen las fuentes que se han consultado, así como los criterios utilizados para hacer las previsiones presentadas. Además, citan la existencia de un “estudio de la situación actual de los efectos medioambientales (Documento Preliminar)” que no se ha hecho público. Tenemos que recordar que este estudio sólo recoge beneficios... y dudamos que sea toda la información de contenido medioambiental que dispone el Gobierno de Navarra sobre la implantación del TAV.

A pesar de todo, y para que pueda ser de utilidad en la necesaria formación de la opinión pública ante este proyecto, hemos publicado en la página Web de Sustrai Erakuntza todo el informe recibido [7].

Desde Sustrai Erakuntza consideramos necesario que el Gobierno de Navarra haga público el estudio íntegro elaborado por MECSA, así como del resto de información con que cuenta el Gobierno, tanto ambiental como social y económica, en sus diferentes Departamentos, no solamente de Obras Públicas. Solamente entonces podremos ser los navarros y navarras capaces de entender realmente si el Tren de Alta Velocidad va a ofrecer al conjunto de los ciudadanos los beneficios que el Gobierno ha pregonado hasta ahora sin ninguna argumentación para sustentarlos. Creemos que la ciudadanía está en su derecho de recibir argumentos y datos contrastables, que le permitan formarse una opinión razonada sobre los impactos y bondades que nos puede acarrear tan criticada y costosísima infraestructura.


 

[1] La Fundación Sustrai Erakuntza es una organización no gubernamental de ámbito Navarro, y sin ánimo de lucro. Su objetivo es la defensa del medio ambiente, la recopilación de información acerca de los impactos negativos sobre el entorno impulsados por las diferentes entidades públicas y privadas, y la toma de medidas para su mitigación o cancelación.

Su trabajo se centra, por tanto, en el análisis de la información medioambiental, técnica y jurídica de los proyectos que afectan al territorio, y la búsqueda de soluciones a los impactos que estos generan, a través del impulso de alegaciones u otras actuaciones legales.

Más información en la página web de la fundación: http://www.fundacionsustrai.org/

[2] El derecho de la ciudadanía a tener acceso a la información pública relativa al medio ambiente viene regulado por el llamado Convenio de Aarhus (ratificado por el Estado Español el 29 de diciembre de 2004), la Directiva 2003/4/CE y la Ley 27/2006. El Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino informa escuetamente sobre su implicación en la siguiente página web: http://www.mma.es/portal/secciones/info_estadistica_ambiental/

[3] Se puede obtener más información sobre la queja interpuesta y la situación que se creó en aquel momento en la página Web de la sección de Sakana de la coordinadora de oposición al TAV “AHT Gelditu! Elkarlana”: http://www.blogak.com/sakanakoahtrikez/demanda-ante-el-defensor-del-pueblo-de-navarra

[4] La respuesta íntegra presentada por el Defensor del Pueblo de Navarra/Ararteko puede consultarse en su página Web: http://www.defensora-navarra.com/index.php/es/Resoluciones/Resoluciones-2009/Resolucion-22-2009-de-5-de-febrero-del-Defensor-del-Pueblo-de-Navarra-por-la-que-se-resuelve-la-queja-formulada-por-don-y-otros.

[5] El comunicado completo de AHT Gelditu Elkarlana puede leerse en la página Web de la sección de Sakana de “AHT Gelditu! Elkarlana”: http://www.blogak.com/sakanakoahtrikez/informazio-publikoa-edo-propaganda-hutsa

[6] Más información sobre la presentación de este recurso en la página Web de la Fundación Sustrai Erakuntza: http://www.fundacionsustrai.org/?q=node/15

[7] Pueden consultar la parte medioambiental del informe de MECSA en la página Web de la Fundación Sustrai Erakuntza: http://www.fundacionsustrai.org/?q=node/27

24 de noviembre de 2010